lunes, 11 de julio de 2016

Don Jon (2013)


El exagerado personaje de Gordon-Levitt deja claro su mensaje: vivimos en una sociedad que tiende a deshumanizarlo todo y que aisla al individuo en una burbuja de autosatisfacción. Jon Martello es un hombre rutinario: durante la semana va a su discoteca de siempre, busca un número alto que llevarse a la cama y se masturba viendo porno; los domingos confiesa sus pecados en la Iglesia, come con su familia (normalmente pasta, ya que son italoamericanos y la película va de clichés) y vuelta a empezar. Todo cambia cuando conoce a Barbara (una irreconocible Scarlett Johansson) y a Ester (Julianne Moore), dos mujeres que alterarán su rutina y le darán a conocer algo más sobre el sexo y el amor.
Adicto al sexo y con problemas de ira en la conducción, Gordon-Levitt se estrena como director en esta original comedia. No olvides rezar en el gimnasio antes de repetir.

martes, 5 de julio de 2016

Lunes seriéfilos II

Ha llegado julio y los seriéfilos nos sentimos angustiados: nuestras series acabaron hace unos meses y las pocas series primaverales, que nos dosificaban esta pérdida de capítulos semanales, han pasado ya a esperando próxima temporada.

No desesperéis. Ya llega el segundo tomo de Lunes seriéfilos® con recomendaciones, avisos de cambios de fecha y un poco de nota personal para que el año que viene no me olvide de ver alguna de las nuevas incorporaciones. 

¿Qué termina ahora?
  • Game of Thrones. Y nos quedan sólo trece capítulos, en los que han asegurado que no habrá más relleno, para el final de la serie. Os dejo un vídeo con el making of del 6x09.
  • Silicon Valley. Los nerds de Palo Alto mantienen la frescura después de cuatro temporadas. Si aún no la has visto, estás tardando.
  • Preacher. Ya os hablaba de esta joyita en la anterior entrada y ocho capítulos después termina la primera temporada. Pero tranquilos, ha renovado y el año que viene disfrutaremos un total de trece capítulos, que espero con muchas, muchas ganas.

¿Qué empieza ahora?
  • Mr. Robot. Conspiración, ciber-revolución y jabón. Hazte maratón de la primera temporada antes del 13 de julio y disfruta de este original thriller psicológico. F*ck society. 
  • Rick and Morty. La genial serie animada del creador de Community debiera volver este mes de julio y, aunque podemos ver el avance con los guiones en su cuenta oficial de Twitter, aún no hay fecha de estreno.

 Y para después del verano...
  • Narcos. El 2 de septiembre vuelve el Patrón y ya ha empezado la cuenta atrás con un polémico cartel: "La historia es el mayor spoiler". Contaremos de nuevo con diez episodios, todos disponibles desde el día de su estreno para que no salgamos ese fin de semana.
  • Masters of Sex, que siempre empezaba en julio, tiene programado su estreno para el 12 de septiembre. Así que habrá que esperar para seguir aprendiendo del doctor Bill Masters e intentar sobrevivir a un verano sin Virginia.
  • Shameless (US) cambia su fecha con Homeland (que se pospone hasta enero del 2017). De modo que en vez de cuestionar las decisiones de Carrie, criticaremos las de Fiona a partir del 2 de octubre. 
  • Vikings. Aún sin fecha exacta, pero será en otoño cuando podamos disfrutar de la segunda mid-season.

Como decía lo peor para un seriéfilo es no tener ningún capítulo pendiente. Así he empezado (y devorado) estas dos series:
  • Fuller house, un regalo para los nostálgicos de los noventa y una máquina del tiempo para todos lo que crecimos frente al televisor. Padres forzosos es ahora Madres forzosas. 
  • Angie Tribeca. No quiero poneros el hype por las nubes pero Steve Carell es Dios. Esta serie debiera haber existido hace años, es todo lo que un fan del humor absurdo pudiera desear.



miércoles, 1 de junio de 2016

Captain America: Civil War (2016)

Odiómetro al 90%. Haz ya las palomitas, que te estoy esperando.

En la guerra y el amor todo vale. Sobretodo si es el novio del Capi el que lo ha propiciado todo. Porque señores, si no habíamos tenido suficiente juego de patriotas en Winter Soldier, Bucky ha vuelto. Y para no repetir película, porque ya se repite la trama, han añadido a la coctelera algunos superhéroes de más. Ya no se sabe si mejor seguir reiniciando sagas (que sí, que seguro que a la tercera va la vencida, Spiderman) o presentar nuevos personajes (estúpido y sensual Black Panther).

Como villano tenemos a Daniel Brühl, dispuesto a tomarse demasiadas molestias sólo para separar a los Vengadores -imagino que ese día no estarían dando nada bueno en la tele.

Sin embargo, pese a todo lo anterior, lo realmente frustante es que para ser una guerra civil no muere nadie, bueno, los poderes de Visión si eso, que al pobre más le hubiera valido desaparecer jutno a Hulk y Thor. Hay una escena muy absurda, la que le pone además el sello Disney a la película, que me ayuda a explicar esto: derriban de un disparo, en pleno vuelo, al Iron Man negro y pese a que la caída debería haberlo matado, no sólo sobrevive sino que además no le quedan secuelas -así se explican los 147 minutos: con escenas de rehabilitación. También justifico así mi poca devoción a las películas de los Vengadores: pasan dos horas, te has terminado las palomitas y no ha pasado nada. Y es que nuestros protagonistas no hacen otra cosa que curtirse el lomo. Eso sí, eliminemos la sangre, bajemos la calificación recomendada y vendamos más entradas, juguetes y camisetas.

Al menos me ha servido para tachar "película con triángulo amoroso", porque puede que parezca que Capitán América tiene novia, y que va a follarse a una generación tras otra, pero todo lo que mueve este blockbuster es la relación homoerótica del Capi y su "amigo" Bucky.

Como siempre, mi recomendación es que la veas en casa, con palomitas, cervezas y unos amigos y disfrutes de toda la gracia que no tenía Antman en su propia película.

sábado, 21 de mayo de 2016

Lunes seriéfilos I

Los lunes sólo les gustan a los seriéfilos.

Vivimos la época dorada de las series y a mí se me ocurre hacer un blog sobre cine, qué me gusta ir contra corriente. Esta entrada era inminente y ya por fin me he animado -todo sea por no estudiar. En esta primera toma de contacto con el mundo de la caja tonta pensaba hablar del cambio estacional de series, pero voy a empezar por una de las preguntas más difíciles: ¿qué estás viendo ahora? Y es que cuando alguien pregunta, rara vez se habla de una o dos series así que aprovechando la ventaja que me da el silencio del receptor voy a intentar una breve introducción de todo lo que sigo.

Fin de temporada. Se acerca el verano y, aunque podría haberlo intuido por el olor a juventud del autobús, lo sé porque la lista de capítulos para esta semana ha disminuido considerablemente. Cuando empecé a escribir esta entrada justo despedía The last man on Earth y me preguntaba qué serían de mis lunes sin el bueno de Phil Miller; tenía que encontrar otra serie con la que enfadarme ahora que The Big Bang Theory se había ido de vacaciones y Modern Family apuraba una de sus temporadas más flojas. Mis desayunos, que estarían incompletos sin New Girl y 2 Broke Girls, son ahora súper nutritivos gracias a la tercera temporada de Brooklyn nine-nine, que guardaba enterita a tener un momento. ¡Ah! Y los lunes, hasta hace casi un mes, me gustaba gritarle cosas a The Walking Dead.

Primavera. Vikings es una de las que más cuesta reemplazar, haciendo falta hasta tres capítulos de tres series diferentes para cubrir el hueco: Game of Thrones, Silicon Valley y Unbreakable Kimmy Schmidt. Y aunque no entra en esta estación, ha sido durante el mes de mayo cuando he consumido (sin dosificiación alguna) las cinco temporadas de Girls. 

La lista es algo más larga (e intentando no olvidar ninguna): Narcos, Rick & Morty, Orange is the new black, Masters of Sex, Mr. Robot, Better Call Saul, How to get away with murder, Fargo, True Detective, Homeland, Shameless y Mozart in the jungle.

Recomendación del mes: 


Sólo está disponible el capítulo piloto, pero ya estamos enamorados. Basada en el comic con homónimo nombre y dirigida por Seth Rogen (sí, él mismo) y Evan Goldberg. Cuenta además con el guionista de Breaking Bad, Sam Catlin, como showrunner de la serie. El argumento es un poco loco, con mucho humor negro y algo bizarro. Poco más puedo decir aparte de "de nada" y que la disfrutéis.

lunes, 16 de mayo de 2016

High Rise (2015)

Lo que el trailer te da, la película te lo quita.

Estaba ya a punto de irme a la cama cuando me topo de golpe y porrazo con el trailer #2 de High Rise. No soy yo muy de trailers y evito, siempre que puedo, terminarlos ya que se suele desvelar mucho más de lo que se debería. Pero con High Rise no pude retirar la mirada: ¿desde cuándo Tom Hiddleston se parece tanto a Michael Fassbender? ¿Ha dicho "J.G. Ballard"? Ya tenemos, por fin, una excusa para ir al cine. Sin embargo, un juego con las fechas de estreno y un póster incapaz de dejarme indiferente, me llevaron a devorar la cinta una tarde de domingo. 

"La Naranja Mecánica del Siglo XXI" quizá sean palabras demasiado grandes: he visto el guiño y me ha gustado. La película, en cambio, no tanto. Pese a que muchas de sus escenas me hayan cautivado, su estética es perfecta, la trama está muy mal llevada: todo es caos y locura y más caos y más locura. Llegando al final no puedes evitar que estás en un mal viaje de ácido; y es que las expectativas eran de bastante más altura.

SPOILER: La cordura de Laing (y la del espectador) se desintegran a la vez que el edificio. Todo pasa muy rápido entre fiesta y fiesta, con luz y sin ella. Siendo el alcohol y el sexo el motor de esta sociedad con mucho de ideal y poco de utópica.