martes, 28 de febrero de 2017

89ª Entrega de los Premios Oscar

El año pasado nos quedamos despiertos toda la noche para ver cómo Leonardo Di Caprio aprovechaba el discurso de agradecimiento para darnos un sermón sobre el cambio climático mientras miraba de reojillo lo que desde hacía años le pertenecía -y es que, en mi opinión, la estatuilla dorada tenía su nombre desde What's Eating Gilbert Grape? (1993). Pasaron los días y me quedé con las ganas de haber hecho un comentario sobre gala y premios. Esta vez no lo voy a dejar para más tarde. 


A dos minutos de terminar la gala ya tenemos imagen con la que inundar portadas: un error en las tarjetas hace brevemente ganadora de la Mejor película a La La Land. Todo el equipo sube al escenario. Estatuilla en mano, lanzan un discurso que pronto es eclipsado por un señor de la organización que sube al escenario y empieza a recoger las tarjetas dando lugar a una realidad agridulce: la gran ganadora es Moonlight. El actor de Bonny & Clyde se disculpa: le habían entregado el sobre de "Actress in a leading role" (Mejor actriz principal). Tal y como ocurría en La La Land, lo último que hemos visto es una secuencia de ensueño que difiere de la realidad. Jimmy Kimmel se ríe y dice que no nos podemos quejar, que hemos podido escuchar los dos discursos. Jé.

Moonlight es la segunda película dirigida por Barry Jenkins, quien pone mucho de autobiográfico en esta historia sobre las vivencias de un afromericano homosexual en un barrio conflictivo de Miami a lo largo de tres etapas de su vida (infancia, adolescencia y madurez), cada una de ellas encarnadas por un actor diferente.
El guión ha sido escrito por el propio director y está inspirado en la obra In Moonlight Black Boys Look Blue de Tarell Alvin McCraney.
Producida por Plan B Entertainment, la productora de Brad Pitt, Moonlight se convierte en el primer film LGTB en ganar el Oscar a la mejor película y también en la primera en ganarlo con un reparto 100% afroamericano.


Ganadores y vencidos. De sus catorce nominaciones, La la Land se lleva a casa seis: director (Damien Chazelle), actriz (Emma Stone), banda sonora original, canción original, fotografía y dirección artística. Moonlight empezó y terminó la noche como ganadora, consiguiendo finalmente tres estatuillas: mejor película, guión adaptado y actor de reparto (Mahershala Ali, que se convierte en el primer afroamericano musulmán en ganar un Oscar). Dos se ha llevado Hacksaw Rigde; y dos también, una de mis favoritas, Manchester by the sea: mejor actor actor (Casey Affleck) y mejor guión original. Sólo una estatuilla para Arrival y Fences, que abrazan el oro por mejor edición de sonido y actriz de reparto (Viola Davis), respectivamente.


La ceremonia de este año debía alejarse de los #OscarSoWhite del año pasado y darle un repaso a las políticas de inmigración del actual presidente de los Estados Unidos. Este objetivo logra dos cosas: en primer lugar, la nominación de Meryl Streep a mejor actriz de reparto en lugar de Amy Adams, por cualquiera de sus dos interpretaciones en Arrival o Nocturnal Animals. La segunda, la realización de películas con marcado carácter racista o discriminatario: Fences, Moonlight, Hidden Figures o Loving y la consiguiente nominación -que no discuto en absoluto fuere merecida, sino más bien poner de manifiesto la oportunidad que se presentaba a este tipo de películas este año. En palabras de Jimmy Kimmel, éste fue el año en el que: "Black people saved NASA and white people saved jazz".

Para terminar, os invito a ver la divertida gala que seguro podéis encontrar por internet con buenos subtítulos, y a aprovechar la oportunidad que todo festival de cine presenta para conocer diferentes títulos y actualizar la lista de pendientes.

domingo, 15 de enero de 2017

Reto cinéfilo (2017)

¡Feliz año nuevo! No me ha quedado más remedio que felicitar el nuevo año el día de San Valentín, y es que hemos estado a tope todo este mes de enero-febrero. La cuesta se nos está haciendo larga, pero ya estamos acabando. Pronto volveré a estar por aquí con una reformita en el diseño del blog y la promesa de actualizar contenidos y crear nuevos. Gracias por la paciencia. Un beso.

eme, 14 de febrero de 2017.



Bienvenidos al Reto cinéfilo 2017.
Si eres nuevo, o aún no sabes qué es el Reto cinéfilo, consiste en añadir a cada una de las categorías una película, intentando no repetir en más de una y evitando que sean películas que ya habías visto antes. Así, el usuario de Twitter @mayapalmer pone a nuestra disposición, por tercer año consecutivo, el reto en forma de imagen que podéis descargar e imprimir haciendo clic aquí y aquí
Como siempre, y a expensas de no haber terminado aún el reto del año anterior, iré haciendo memoria mensual de cada título que veo, al final de esta entrada. 

A continuación incluyo el listado completo con todas las categorías disponibles en este reto y la película que lo supera. Espero que os animéis a participar o, al menos, me acompañéis un año más. Gracias. Un saludo,
  • [ x ] Una película recomendada por un conocido: Predestination (2014) de Michael y Peter Spierig.
  • [ x ] Una película que esté en tu lista de pelis por ver desde hace mucho tiempo: Reservoir Dogs (1992) de Quentin Tarantino.
  • Un film cuyo protagonista interactúe con el espectador:
  • Una película rodada en un país que ya no exista:
  • Un film con alguna de las cuatro estaciones en su título: 
  • Una película con una historia dentro de una historia: 
  • [ x ] Una película con más de un director: Swiss Army Man (2016) de Dan Kwan y Daniel Scheinert.
  • Una de espionaje:
  • [ x ] Una película en la que aparezca un gato: Elle de Paul Verhoeven (2016).
  • Un film cuyo protagonista use una identidad falsa:
  • Una película taquillera de un género que normalmente no veas:
  • Una película con un personaje que presente alguna discapacidad:
  • Un film cuyos personajes tengan que viajar a otro país:
  • Una película cuyo título tenga dos partes separadas por dos puntos:
  • Una película estrenada en 2017:
  • Un film sobre alguna criatura mítica:
  • Una película que ya hayas visto y que siempre te haga sonreir:
  • Un film sobre comida o cocinar:
  • Una película sobre el entorno laboral en oficinas:
  • Un film ambientado en los 70:
  • La primera película de una saga:
  • Una película cuyo protagonista no sea humano:
  • Un film de estética ciberpunk:
  • Una película ambientada en la selva/jungla:
  • Un biopic sobre una mujer interesante:
  • Una película europea ambientada en un país/ciudad que no hayas visitado:
  • Una película con una nota por debajo del 3 en IMDb:
  • [ x ] Una película cuyo título sea el nombre del/de la protagonista: Logan (2017).
  • [ x ] Un film ambientado en tiempo de guerra: Hacksaw Ridge (2016) de Mel Gibson, historia real que toma lugar en la batalla de Okinawa en la Segunda Guerra Mundial.
  • Una película con un narrador que introduzca la historia:
  • Un film que haya ganado el Oscar a mejor película de habla no inglesa:
  • Una película cuyo protagonista sea de una etnicidad distinta a la tuya:
  • Una película de algún actor/actriz fallecido/a en 2016:
  • Un film ambientado en dos periodos diferentes:
  • Una película con un día de la semana en su título:
  • Una película ambientada en un hotel:
  • Un film escrito por un guionista que te guste:
  • Un documental:
  • [ x ] Un film basado en un libro que se estrene en cines en 2017: Silence (2016) de Martin Scorsese, estrenado en España el 6 de enero de 2017.
  • Una película ambientada en alguna festividad que no sea Navidades:
  • Un film cuyo director se haya llevado la concha de Plata en San Sebastián:
  • Una película que incluya crítica social: 
  • [ x ] Una película sobre una familia: Manchester by the sea (2016) de Kenneth Lonergan.
  • Una película con un protagonista excéntrico:
  • Un remake:
  • Una película que hayas comprado de segunda mano:
  • Un film clásico que hayas descubierto en 2017:
  • Una película palomitera estrenada en 2016:
  • Un spin-off:
  • Alguna película grabada en Oceanía:
  • Una película erótica:
  • [ x ] Un film cuya banda sonora haya ganado un Oscar: La la Land (2016) de Damien Chazelle.

ENERO Swiss Army Man (2016) Silence (2016) La La Land (2016) Reservoir Dogs (1992)
FEBRERO Hacksaw Ridge (2016) Elle (2016) Manchester by the sea (2016) Predestination (2014) Del revés (2015)
MARZO Logan (2017)

miércoles, 14 de diciembre de 2016

Lunes seriéfilos III

No tienes ni idea de lo que te estás perdiendo si no te has visto la primera temporada de Vice Principals:


Danny McBride (Pineapple Express, Your Highness) y Walton Goggins (que habíamos visto antes en The Hateful Eight) protagonizan esta divertidísima serie de la HBO. Es un poco bruta: palabras malsonantes, violencia gratuita... todo lo que un fan de McBride buscaría en su comedia.
La sipnosis de Filmaffinity es un resumen del primer capítulo, así que aquí os dejo una libre de spoilers: Dos vicedirectores de un instituto se alían en contra de la nueva directora del centro, en una conspiración que pronto se les va de las manos.

Y ahora sí, ¡bienvenidos a la tercera entrega de Lunes seriéfilos!

No es precisamente una serie, pero no sabía si meterla en película, total, que sólo voy a hacer una breve mención para recomendaros el documental de Netflix: Amanda Knox. ¿Recordáis aquella noticia de 2007 en la que una alumna de intercambio moría en Italia a manos de su compañera de piso? Pues no vais a olvidar esta hora y media, llena de imágenes de archivo y testimonios de la propia Amanda Knox, su por entonces pareja, del fiscal y el periodista que llevaron el caso.

Black Mirror ha vuelto y gracias a Netflix (que ha hecho una compra-rescate) podemos disfrutar no de tres ni un sólo (como ocurrió el año pasado) sino de seis episodios. En esta cuarta temporada, tenemos capítulos que pueden gustar más o menos, pero todos con la moraleja tecnológica con la que nos enamoró en 2011. En mi caso, he de admitir que hay dos capítulos realmente aburridos, dos regulares y dos que son una auténtica obra de arte: San Junipero y Shut up and dance (episodios dos y tres, respectivamente). Espero con ganas la quinta temporada y hago un llamamiento a Netflix para que recupere otra joya de Channel4: Utopia.

También a través de Netflix (son los tres euros mejor invertidos de cada mes) estoy reviviendo las aventuras de la que considero digna sucesora de The Office: Brooklyn nine-nine. Si no la has visto, ya estás tardando. Y si te gustó, te re-recomiendo mi otra comedia policíaca favorita: Angie Tribeca, la serie dirigida por Steve Carrell.

En el próximo capítulo de Lunes Seriéfilos: las mejores series de 2016.

lunes, 12 de diciembre de 2016

Fantastic beasts and where to find them (2016)

En este tipo de películas, las franquiciadas, me veo en la obligación hacer una primera declaración. No me gustaría acostumbrarme a empezar con un aviso, pero hoy el odiómetro está en niveles muy altos y siento que, de un momento a otro, voy a empezar a hablar mal de la Rowling y la industria de las gallinas con huevos de oro. Y no, no me he equivocado de preposición, es que hay que tenerlos muy duros para producir semejante truño. Ahora sí, si eres fan de Harry Potter y/o te consideras un ser sensible: por favor, abandona la sala.

La segunda declaración es admitir que soy una muggle (o nomaj, en este caso): se han apagado las luces, se ha encendido la pantalla y donde debía haber magia, yo no he visto nada. 

Ocurre muchas veces que las expectativas te juegan una mala pasada, bien, no es ésta una de esas veces. Pese a que hubo un tiempo en el que seguí la saga, tanto literaria como cinematográfica, del niño mago, a día de hoy no he conseguido terminar ninguna. Simplemente perdí el interés.

Ahora bien: Animales fantásticos y donde encontrarlos. ¡Cuidado, spoilers! Pese a que no me considero una persona agresiva, pude verme gritándole al pobre Eddie Redmayne: "¡Espabila! Esta interpretación mitad Stephen Hawking / Einar Wegener, mitad cabretillo asustado, no está funcionando". Que sí, que es un señor que sólo se relaciona con animales y de ahí sus problemas de socialización, pero... ¿es en serio?

Si no ha funcionado con el pelirrojo, al menos podía encontrar el carácter que necesitaba en Collin Farrell. Él no podía fallarme (y menos con ese pelazo). Sin embargo, su trama está muy diluida: tanto que, al terminar la película, con lo único que me he quedado es que también hay pedófilos entre los magos americanos. "Muchacho, vente al callejón, que te voy a enseñar cómo se coge la varita".

En la película, además de antihéroes, tenemos una historia que no se sostiene: la parte de capturar Pokémons es muy corta o demasiado larga, y la trama que realmente parecía interesante es justificadamente inexistente. ¿Quieres más? No te pierdas la segunda parte, y si va bien, la tercera, cuarta,... ¿dónde están las historias originales? He visto el calendario de estrenos en España para el próximo 2017 y todo es secuela, precuela y spin-off. Y para aquéllas que ni así funcionan en taquilla, tenemos el reboot y el remake.

Quizá es que no soy el público objetivo de esta película y me equivoqué de sala. Quizá fuera la falta de acento británico, o de peleas con varitas láser. Puede que fuera porque ya había visto el final antes, en otra película. O porque me indignaba que el señor Scamander confundiera a un pequeño ornitorrinco con un animal fantástico. Fuera lo que fuera, hasta aquí hemos llegado.

martes, 15 de noviembre de 2016

The Neon Demon (2016)

Aviso: la siguiente entrada puede contener detalles que quizá quieras evitar antes de ver la película.

Nunca sabremos si fue Drive, Only God forgives, The Neon Demon o el conjunto de las tres películas las que hicieron de Nicholas Winding Refn un director de culto. Lo que sí es seguro es que esta última lo ha consolidado como tal y ya hay quien compara su onirismo al de David Lynch.

No he encontrado una sinopsis que llegue a convencerme del todo. No es una película sobre el frívolo mundo de la moda y la inexperiencia de una inmadura adolescente. Ni nos encontramos ante a una revisión del cuento de Blancanieves, cuya juventud y belleza provoca los celos de sus madrastras. Y, aunque, en esta película también hay una manzana difícil de digerir, el final difiere un poco del original y se torna en una cruda escena no apta para todos los públicos. El tono cómico, casi sarcástico, presente en este último tramo, recuerda a la novela Monstruos invisibles de Chuck Palahniuk. En la que el autor de El Club de la lucha obligaba a sus lectores a acompañar a una modelo sin mandíbula inferior en un viaje en carretera para vengarse de aquellos que alguna vez fueron crueles con ella.

Pero volvamos a The Neon Demon. Te guste más, menos o nada, una vez hayas visto los dos primeros  minutos, tienes que reconocer que la estética es impecable (y parte fundamental de la película). El director, consagrado como maestro de lo visual, se dirige al espectador con luces de neón rojas y azules que sirven de guía a lo largo de toda la película. Toda la trama se desarrolla a través de este juego de colores, mostrando cada punto contrapuesto bajo un foco u otro: lo viejo y lo nuevo, la envidia y la vanidad. Quizá este efecto sea más sobresaliente en las dos figuras del fotógrafo: primero conocemos es Dean, una suerte de fotógrafo amateur cuyo papel encargado de forjar la parte interior de Jesse, todo lo que conocemos de ella es a través de conversaciones con este fotógrafo de la persona; en segundo lugar, y anteponiéndose a Dean, está Jack, el fotógrafo del objeto: su interacción es puramente exterior, no habla con la protagonista, la adorna y retrata el mensaje de la película: "La belleza es lo más importante, el resto ni siquiera existe". La gestión de egos se magnifica en una esfera de surrealismo capaz de convertir a las modelos, Giggi y Sarah (las terribles madrastras), en vampiresas invisibles y sedientas; y a la protagonista en un Narciso moderno encerrado en su propio prisma.

- Do you want to be like them?
- I don't want to be them. They want to be me.

Durante este mes de noviembre, y tras retrasar su estreno, algunos cines españoles proyectarán esta película, que encarecidamente recomiendo ver en la gran pantalla. En mi caso no pude tener mejor escenario: la gala inaugural del Fancine de la Universidad de Málaga, en el cine Albéniz, acompañando los créditos iniciales con dos baterías en directo.


Recomendaciones para ver antes o después de The Neon Demon: La Piel que Habito (Pedro Almodóvar, 2011) y Black Swan (Darren Aronofsky, 2010).